Alianzas:

 
Detalle de contenido

Primer informe del Barómetro de la Ciudadanía
19-06-2007

Proyectos legislativos sobre fortalecimiento ciudadano

EN EL CONGRESO EXISTE MÁS PREOCUPACIÓN QUE RESULTADOS

El Barómetro de la Ciudadanía nace para entregar información periódica que ayude a construir sobre bases sólidas una gestión pública participativa. Esta iniciativa del Programa Ciudadanía y Gestión Pública irá produciendo y difundiendo datos relevantes sobre la materia para todos los actores interesados. En esta primera edición compartimos con ustedes los resultados preliminares producto del seguimiento y clasificación de los proyectos legislativos relacionados con el fortalecimiento ciudadano en Chile, para así ayudarles  a conocer el destino de la  iniciativa parlamentaria en esta área.

A diferencia de lo que muchas veces pensamos, el aliento político en materia de fortalecimiento ciudadano se encuentra bastante presente en la actividad del Parlamento chileno, a juzgar por los resultados del Primer Barómetro de la Ciudadanía. Este dinamismo inclusive  atraviesa los bloques políticos,  por medio de las coaliciones formadas para impulsar proyectos en conjunto. El Barómetro indica que durante el periodo comprendido entre enero del 2006 y enero del 2007 fueron ingresados más de 71 proyectos cuyo contenido puede tener implicancias relevantes para el desarrollo y fortalecimiento de la ciudadanía; pero pareciera que no hay que formarse tantas ilusiones, porque durante el mismo lapso ninguna iniciativa concerniente al área fue aprobada. Si el interés por integrar a los ciudadanos en la discusión política existe entre los legisladores ¿dónde está el resultado?

 Las prioridades legislativas

De un total de 795 proyectos legislativos ingresados para su tramitación, 71 corresponden a materias que tienen directo impacto sobre el fortalecimiento de la ciudadanía. Ellos cubren las áreas de descentralización, protección social, reforma política, participación ciudadana y transparencia y probidad. La Concertación lleva la delantera en cuanto a la cantidad de iniciativas, al haber presentado 32 de los proyectos del periodo analizado, por su parte la Alianza por Chile ha presentado 19 de ellos, además de las 20 mociones que impulsaron en conjunto parlamentarios de ambos bloques.  Por su parte, el Ejecutivo impulsó diez nuevos proyectos, de esta forma los dos poderes del Estado en su conjunto han logrado que del total de proyectos discutidos en el parlamento durante el periodo comprendido entre enero del 2006 y enero del 2007, un nueve por ciento correspondiera a materias relacionadas con el fortalecimiento de la ciudadanía.

La protección social y la reforma política representan la prioridad dentro del conjunto de los proyectos, con un 66 por ciento, tendencia que comparten los parlamentarios con el Ejecutivo. Una tercera área de impacto es la participación ciudadana, a la que se refiere el 21 por ciento de proyectos presentados durante el periodo. Si se analiza la iniciativa legislativa por el sector político que la origina, se puede apreciar que en todas las áreas de impacto mayoritarias existe iniciativa de ambos bloques por separado. En los casos donde  la Alianza y la Concertación trabajan en conjunto, las áreas priorizadas son protección social y participación ciudadana.

Al dividir los proyectos por área y según origen, nos damos cuenta que la Cámara de Diputados marca la tendencia general, que se inclina por la protección social, reforma política y participación ciudadana, lo que contrasta con la muy menor iniciativa del Senado.

El informe también revela que de los 71 proyectos presentados en materias que apuntan al fortalecimiento de la ciudadanía, 15 de ellos se refieren a desarrollar mecanismos de participación ciudadana; un 40 por ciento impulsado por la Concertación y un 33 por ciento por la Alianza por Chile.

Iniciativa pero no resultados
Contrastan los datos anteriores con la situación de los proyectos publicados (aprobados en su totalidad) durante el mismo período. De un total de 94 proyectos que se convirtieron en ley durante 2006 y enero de 2007, ninguno de ellos se refiere a las materias consideradas importantes para el fortalecimiento de la ciudadanía.

El Informe sobre Iniciativas Legislativas de Fortalecimiento Ciudadano demuestra que principalmente los diputados, tanto de la Concertación como de la Alianza, están buscando maneras de integrar a los ciudadanos a la discusión política, pero  -al menos los esfuerzos iniciados en años anteriores- no han dejado secuela alguna,  según indica el periodo estudiado.

El establecer mecanismos que aseguren el fortalecimiento de la ciudadanía y por ende  una mejor gestión en las políticas públicas, parece estar lejano a concretarse si consideramos el nulo rendimiento legislativo respecto de  proyectos aprobados durante el último año en esta temática. El Barómetro de la Ciudadanía continuará trabajando para presentar en su segunda edición,  un panorama más amplio sobre el fruto del trabajo parlamentario y la influencia del presidencialismo sobre la aprobación de los proyectos de ley en tan importante materia. Para ello, ampliaremos -de manera retroactiva en el tiempo- el alcance del Barómetro, cubriendo un período mayor.

  « Volver


 











Fono: (56 - 02) 675 3076- República 590 - Santiago